Curso Experto en Influencia

Todo lo que necesitas saber para influir en las personas a tu alrededor
5.0 (1 rating) Instead of using a simple lifetime average, Udemy calculates a
course's star rating by considering a number of different factors
such as the number of ratings, the age of ratings, and the
likelihood of fraudulent ratings.
10 students enrolled
$95
Take This Course
  • Lectures 26
  • Contents Video: 1 hour
    Other: 0 mins
  • Skill Level All Levels
  • Languages Spanish
  • Includes Lifetime access
    30 day money back guarantee!
    Available on iOS and Android
    Certificate of Completion
Wishlisted Wishlist

How taking a course works

Discover

Find online courses made by experts from around the world.

Learn

Take your courses with you and learn anywhere, anytime.

Master

Learn and practice real-world skills and achieve your goals.

About This Course

Published 4/2016 Spanish

Course Description

La influencia es una de las competencias sociales más deseadas en todos los ámbitos de la vida. Los beneficios que te puede proporcionar el hecho de ser una persona influyente son innumerables. 

A lo largo de tu vida habrás conocido a varias personas influyentes que han tenido un impacto positivo en ti y en tu forma de relacionarte con el mundo… y probablemente no siempre te hayas dado cuenta de que se trataba de una persona influyente. A veces habrás sentido que simplemente te sentías bien estando con esa persona. Otras veces te habrás percibido a ti mismo o a ti misma especialmente brillante, interesante, mejor en su presencia.

Las personas influyentes tienen la capacidad de movilizar el mundo a su alrededor, de hacerlo vibrar y, por supuesto, tienen la capacidad de atraer a su vida lo mejor, de conseguir la vida que desean… porque saben cómo redirigir las energías a su favor.

Las personas influyentes cambian el mundo. Y tú puedes ser una de esas personas. Porque la influencia no es, ni de lejos, algo con lo que naces. Sí que es cierto que hay personas que, por naturaleza, son carismáticas y gustan a quienes las rodean. Pero la verdadera capacidad para influir en las personas y en el mundo es algo que se trabaja, se desarrolla, se perfecciona.

En 30K Coaching hemos estado trabajando en la creación de este nuevo Curso Experto En Influencia. Un programa donde aprenderás a convertirte en una persona influyente, fascinante y memorable. Un programa donde pondrás en práctica técnicas, aplicarás recursos y verás resultados desde el primer momento.

Te animo a que te conviertas en un experto o experta en influencia. Te animo a que explores tu poder para impactar positivamente en el mundo y a que desarrolles ese brillo natural y aprendas a orientarlo inteligentemente para atraer a tu vida los resultados que escojas para ti.

Nos vemos en el Curso Experto En Influencia.

What are the requirements?

  • Los/as estudiantes de este curso únicamente necesitarán venir con la disposición determinada para ser personas influyentes

What am I going to get from this course?

  • Evaluar el propio nivel de influencia
  • Reflexionar sobre el objetivo personal respecto de la influencia
  • Mejorar la propia autoconfianza
  • Manejar las propias reacciones de cara a aumentar la influencia
  • Ganar credibilidad
  • Convertirse en una persona admirable
  • Aprender a manejar los propios "defectos"
  • Tomar decisiones adecuadas respecto de los cotilleos y los elogios
  • Aprender sobre la química cerebral de la influencia
  • Ser una persona fascinante a los ojos de las demás personas
  • Y mucho más...

What is the target audience?

  • Este curso es para personas verdaderamente decididas a aumentar su influencia
  • Este curso es también para personas que quieran aprender a ayudar a otras a desarrollar su influencia
  • Este curso no es para quienes esperen resultados sin esfuerzo

What you get with this course?

Not for you? No problem.
30 day money back guarantee.

Forever yours.
Lifetime access.

Learn on the go.
Desktop, iOS and Android.

Get rewarded.
Certificate of completion.

Curriculum

Section 1: Bienvenida y presentación
02:11

Transcripción: 

La influencia es una de las competencias sociales más deseadas en todos los ámbitos de la vida. Los beneficios que te puede proporcionar el hecho de ser una persona influyente son innumerables. 

A lo largo de tu vida habrás conocido a varias personas influyentes que han tenido un impacto positivo en ti y en tu forma de relacionarte con el mundo… y probablemente no siempre te hayas dado cuenta de que se trataba de una persona influyente. A veces habrás sentido que simplemente te sentías bien estando con esa persona. Otras veces te habrás percibido a ti mismo o a ti misma especialmente brillante, interesante, mejor en su presencia.

Las personas influyentes tienen la capacidad de movilizar el mundo a su alrededor, de hacerlo vibrar y, por supuesto, tienen la capacidad de atraer a su vida lo mejor, de conseguir la vida que desean… porque saben cómo redirigir las energías a su favor.

Las personas influyentes cambian el mundo. Y tú puedes ser una de esas personas. Porque la influencia no es, ni de lejos, algo con lo que naces. Sí que es cierto que hay personas que, por naturaleza, son carismáticas y gustan a quienes las rodean. Pero la verdadera capacidad para influir en las personas y en el mundo es algo que se trabaja, se desarrolla, se perfecciona.

En 30K Coaching hemos estado trabajando en la creación de este nuevo Curso Experto En Influencia. Un programa donde aprenderás a convertirte en una persona influyente, fascinante y memorable. Un programa donde pondrás en práctica técnicas, aplicarás recursos y verás resultados desde el primer momento.

Te animo a que te conviertas en un experto o experta en influencia. Te animo a que explores tu poder para impactar positivamente en el mundo y a que desarrolles ese brillo natural y aprendas a orientarlo inteligentemente para atraer a tu vida los resultados que escojas para ti.

Nos vemos en el Curso Experto En Influencia.

01:04

Transcripción:

¡Bienvenida! ¡Bienvenido! Estoy muy contenta de que hayas decidido cursar este programa de Experto En Influencia. Espero que esté a la altura de tus expectativas y que te ayude a convertirte en una persona mucho más influyente.

Antes de empezar, me gustaría presentarme, pues estaré acompañándote a lo largo de este proceso y querrás saber quién soy.

Mi nombre es Sandra Burgos. Mi formación de base es pedagógica, en las especialidades social, laboral y académica. Soy Máster en Procesos de Formación y he realizado mi tesis doctoral en torno a las competencias personales y sociales del liderazgo.

Después de varios años trabajando como docente e investigadora en la Universidad de Santiago de Compostela, en estos momentos lidero la iniciativa online 30K Coaching. Si todavía no la conoces, te invito a que te pases por la web de 30K Coaching para echar un vistazo a todo lo que hemos estado creando para ti.

Es un placer para mí tener la oportunidad de trabajar contigo en este curso.

01:05

Transcripción:

Creo que es importante que te deje clara una cosa: puedes hacerlo. Puedes convertirte en la persona influyente que quieres ser.

Y no te estoy diciendo que vaya a ser fácil. Tampoco te estoy diciendo que lo vaya a hacer yo por ti, porque no puedo. Lo que te estoy diciendo es que, si lo deseas con las suficientes ganas y te esfuerzas todo lo que puedas… y un poco más, lo vas a conseguir.

La influencia es una competencia con tres componentes (como todas las competencias): necesitas conocer en qué consiste, necesitas tener la actitud que te permitirá llevarlo a cabo y, sobre todo, necesitas hacerlo.

Hacerlo mal mil veces para, de repente, empezar a hacerlo regular. Y hacerlo regular mil veces hasta que seas insuperable. Y entonces… seguir haciéndolo.

Por este motivo voy a preguntarte: ¿te comprometes contigo mismo o contigo misma a convertirte en una persona increíblemente influyente?

02:19

Transcripción:

A lo largo de este programa de formación tendrás acceso a recursos didácticos de diferentes tipos y todos ellos buscan complementarse entre sí para facilitarte el proceso de entrenamiento de tu influencia.

La mayor parte de las lecciones serán en formato vídeo, y la duración de cada lección será corta para favorecer que puedas trabajar en tus ratos libres.

Además de los vídeos, también tendrás acceso a documentos de texto y lecciones en audio; y tendrás la posibilidad de poner a prueba tus conocimientos a través de pruebas de conocimiento muy sencillas cuyo único objetivo es que tú lleves un seguimiento de tu aprendizaje.

En cada una de las lecciones dispones de una sección de comentarios para esa clase.

Puedes utilizarla para intercambiar impresiones y resultados con otras personas que estén realizando el curso, si te apetece… pero la participación en ese foro no es obligatoria, de modo que si prefieres no compartir, no pasa nada.

A lo largo del curso te iré compartiendo también microentrenamientos que están disponibles en la plataforma de 30K Coaching de forma gratuita y que pueden apoyar el entrenamiento de tu influencia.

Ve a verlos porque suelen ser extremadamente reveladores y aportan enseñanzas que ya no voy a repetir en los contenidos del curso.

Otro recurso muy importante que ofrezco a todos mis alumnos y alumnas es la posibilidad de formar parte del Club de Aprendices Emocionales. Se trata de un grupo privado de Facebook donde personas como tú comparten un espacio de aprendizaje libre en torno a la influencia y al resto de competencias personales y sociales que componen la inteligencia emocional. Busca en los grupos de Facebook “Club de Aprendices Emocionales” y solicita tu inclusión en el grupo.

Cuando finalices este programa de Experto en Influencia, tendrás derecho a un certificado que acredite que has completado el curso. Pero créeme: el diploma es lo de menos. Lo mejor que te va a aportar este curso… te lo vas a llevar puesto.

Y finalmente, para mantener actualizada y activa tu capacidad de influencia después de este curso, te ofrezco la posibilidad de suscribirte al boletín gratuito que envío cada martes a las y los aprendices de 30K Coaching. Puedes suscribirte ya si te apetece.

Section 2: Tu situación de partida
03:01

Transcripción:

Me gustaría empezar por lo más importante: tú. Porque tú eres la persona con mayor disposición, en estos momentos, para aumentar tu influencia y mi mayor prioridad en este curso es ayudarte a conseguirlo.

Quiero que empecemos por tu presentación porque conocer el punto de partida es vital para alcanzar el punto de destino.

Verás que en cada clase tienes una sección de preguntas y comentarios que puedes utilizar cuando quieras, y en esta ocasión me gustaría pedirte que lo hagas, para darte a conocer a las demás personas que hoy están matriculadas en el curso, pero también a las que lo estarán en un futuro.

Pero sobre todo esta presentación es un ejercicio para ti. Porque no me vale con que me digas “Hola, soy Lucía y dirijo una empresa del sector del bienestar”. No es eso lo que quiero saber de ti.

Cuando tú te presentes ante otras personas parte de tu verdadera esencia

Tal vez sí sea interesante hablar de tu profesión, pero no eres sólo eso. Conecta con la persona que quieres ser en esta vida, y sé esa persona en cada momento y, sobre todo, cuando hables de ti.

Para esta presentación concreta yo te voy a plantear algunas preguntas. Ve a la sección de comentarios y responde a las que tú quieras de estas (todas o alguna) y a las que para ti puedan ser relevantes aunque yo no te las haya planteado.

Independientemente de cuántas decidas responder públicamente, para ti, respóndelas todas. Vamos con las preguntas:

  • ¿Cuál es tu nombre?
  • ¿Cuáles son las 3 actividades a las que dedicas una mayor proporción de tiempo en tu día a día?
  • ¿Cómo te sientes respecto a este proceso de aprendizaje que justo acabas de iniciar?
  • ¿Qué nivel de compromiso adquieres con el objetivo de convertirte en una persona influyente?
  • ¿Cuáles son tus 3 valores innegociables en la vida?
  • ¿En qué medida estás dispuesto o dispuesta a tomar decisiones y emprender acciones encaminadas a convertirte en la persona que quieres llegar a ser?
  • Desde la máxima franqueza dinos: ¿qué percepción tienes de ti y qué percepción crees que las demás personas tienen de ti?
  • Si preguntáramos a quienes mejor te conocen con qué palabra se podría resumir tu esencia, ¿qué palabra crees que dirían?
  • ¿Cuál es tu mayor inseguridad?
  • ¿Cuál de tus talentos o habilidades es la que más te enorgullece, sin modestia?
  • ¿Qué percepción te gustaría que tuvieran de ti las personas que te conozcan a partir de ahora?
  • ¿A quién conoces tú que sí transmita esa percepción que ansías para ti… y qué tiene esa persona que tú todavía no tienes?

Para terminar esta clase quiero dejarte con un pensamiento para que te lo lleves y lo incubes a lo largo del día: Tú puedes ser exactamente la clase de persona que decidas… la que tú decidas, de verdad.

Espero tu presentación en la sección de comentarios.

Evaluación inicial de tu nivel de influencia
03:05
01:00

Transcripción:

¿Cuál es tu intención cuando piensas en que quieres ser influyente? Para muchísimas personas, ser influyente consiste en gustar a la gente, para otras significa conseguir determinados comportamientos en quienes tienen alrededor, para otras, se trata de tener un impacto positivo en las vidas de otras personas…

En general, debes decidir cuál es tu intención para ser influyente. ¿Qué es lo que realmente quieres conseguir a través de tu influencia?

Y además de decidirlo de forma general, debes tener presente esta pregunta en cada momento: cuando asistes a un evento, cuando tratas con una persona o un grupo…

¿Cuál es mi intención en este evento a través de mi influencia? ¿Cuál es mi intención con esta persona o con este grupo a través de mi influencia?

Tener tu objetivo muy claro en mente antes de actuar es fundamental para mantener el foco y alcanzar los resultados que buscas.

De modo que ahora te dejo para que reflexiones: ¿Cuál es tu intención?

01:54

Transcripción:

Esto es algo que tienes que tener muy claro porque es una premisa fundamental de la influencia.

Si no tienes seguridad en ti mismo o en ti misma, es decir, si no confías en tus posibilidades, es prácticamente imposible que tengas influencia en nadie.

Para que una persona emocionalmente sana se deje influenciar por ti, ya sea consciente o inconscientemente, tiene que sentir al menos un poquito de admiración, y esta admiración también puede ser inconsciente.

La autoconfianza juega un papel muy importante en la influencia, tanto en la parte de la persona que influye como en la de la persona influenciada.

Cuanto mayor sea tu autoconfianza mayor será tu potencial de influencia y, a la vez, será menos probable que seas influenciada o influenciado inconscientemente.

Por otro lado, si careces de autoconfianza serás muy fácil de influenciar y te costará muchísimo más ejercer influencia sobre otras personas.

Partiendo de aquí, quiero pedirte que hagas un ejercicio. Toma un trozo de papel y un bolígrafo y escribe 50 cosas buenas de ti. Sí, sí… ¡50!

Si lo necesitas, pide ayuda a personas que te conozcan. Pregúntales qué cosas buenas creen que tienes. Pero escribe en tu trozo de papel sólo aquellas que de verdad te creas, aquellas con las que estés de acuerdo.

Se trata de que hagas un listado con las cosas que tú percibes como buenas en ti. Y debes encontrar al menos 50 porque déjame que te diga que tienes muchísimas más.

Después de realizar este ejercicio encárgate de instaurar este pensamiento en tu cabeza: a través de cada tarea que realices en este curso estarás aumentando tu influencia. Y hoy eres una persona más influyente que ayer. Estás avanzando.

3 questions

Pon a prueba tu aprendizaje en esta sección

Section 3: Competencias esenciales
02:21

Transcripción:

Te darás cuenta de que en raras ocasiones te parecerá fascinante una persona que no sabe controlar sus propias emociones.

Un mensaje implícito que es clave para la influencia es la idea de que tú estás en control de la situación.

Y es imposible que nadie te perciba como una persona influyente si no eres capaz siquiera de controlarte a ti mismo o a ti misma, de modo que ésta es una competencia que debes trabajar sin excusas.

Observa cómo sueles comportarte en situaciones de estrés, de tensión o de incomodidad por la razón que sea. ¿Sueles perder los estribos?

Una persona influyente es capaz de mantener la compostura independientemente de las circunstancias, porque sabe que perdiendo los nervios no van a salir mejor las cosas.

Al contrario: su imagen personal se verá gravemente perjudicada.

Si tu capacidad de autocontrol es buena, fantástico. No te imaginas el complicadísimo trabajo personal del que te estás librando.

Pero si sabes que el autocontrol no es precisamente tu fuerte, debes trabajar en él, y el único modo de mejorarlo es a base de práctica.

Encuentra formas de gestionar tus emociones.

Hay a quienes les funciona contar hasta 10 antes de responder a una situación perturbadora.

Otras personas recurren al método de la respiración consciente, respirando profundamente y con plena atención para mitigar la presión física de sus emociones destructivas.

Incluso hay verdaderas y verdaderos genios de la sustitución emocional que son capaces de, en cuestión de segundos, transformar el estrés en estusiasmo, por ejemplo.

Si consigues canalizar tus emociones para utilizarlas a tu favor, estás consiguiendo algo realmente único y que te abrirá muchas puertas.

Céntrate en mantener la calma incluso en situaciones de crisis, porque de ello dependerá el impacto que tengas en las personas que en esos momentos te rodean.

Si consideras que necesitas ayuda adicional con esta complicada competencia que es el autocontrol, te recomiendo que eches un vistazo a la Escuela de Inteligencia Emocional online de 30K Coaching, pues ahí trabajamos los aspectos más duros de la inteligencia emocional.

02:27

Transcripción:

Si quieres ganar credibilidad ante las demás personas, hay una competencia fundamental que debes trabajar: la transparencia.

¿Sabes cuáles son tus valores innegociables?

Tienes que tenerlos muy claros tú antes de nada, pues de esa claridad dependerán tus posibilidades de ser una persona íntegra y, por lo tanto, coherente y creíble.

Una vez tengas muy claros tus valores innegociables, sé siempre fiel a ellos.

No tiene sentido que des prioridad o preferencia a algo que es incompatible con tus valores y, si lo haces, estarás emitiendo el mensaje de que no tienes las cosas claras.

Tus actos, todos y cada uno de ellos, deben dejar claro al mundo aquello en lo que crees firmemente y lo que consideras importante.

Las demás personas podrán estar de acuerdo o no con tus valores, pero tu credibilidad será absoluta si tus actos son siempre coherentes con ellos.

La franqueza es otro elemento esencial en la credibilidad.

Sé honesta u honesto respecto a lo que sientes, lo que crees y lo que haces.

Si una persona te pilla en una mentira una sola vez, se acabó. Se arruinó para siempre tu credibilidad para esa persona.

No tengas reparos tampoco en reconocerlo cuando cometes un error.

Tampoco te vayas a extremo de pasarte el día confesándote y disculpándote, pero cuando cometas un error, reconócelo con honestidad y será mucho mejor que si lo ocultas y alguien lo descubre.

Y finalmente: ante las conductas inmorales de otras personas, no hagas la vista gorda. Plántales cara directamente.

No vale eso de criticar por la espalda diciendo “¿viste lo que hizo? eso está muy mal”. Dirígete a la persona en cuestión, en privado, y dile que no te pareció correcto lo que hizo.

Como ejercicio práctico para esta clase, me gustaría proponerte que reflexiones muy bien cuáles son tus 3 valores innegociables.

Aunque, obviamente, vas a tener mucho más que 3 valores, decide cuáles son, de todos, los 3 más importantes para ti y comprométete a no hacer absolutamente nada que vaya en contra de ellos.

¿Crees que será fácil? Lo que sí te puedo asegurar es que vale la pena.

00:55

Transcripción:

Voy a ser muy clara y directa con esto porque es lo que es, nos guste o no: Las personas admiramos a quienes tienen éxito.

¿Y qué éxito? Pues el que deseamos para nosotras mismas.

Por ejemplo, quien desea acumular una gran riqueza económica admira y, por lo tanto, se deja influenciar por personas como Donald Trump, Warren Buffett o Robert Kiyosaki.

Quienes desea tener un impacto significativo en el mundo admiran a personas como Gandhi o Teresa de Calcuta.

De este modo, tú serás una persona influyente para aquellas personas que deseen alcanzar lo que tú ya has alcanzado.

¿Qué has alcanzado tú?

Piensa muy bien en esto, pues es el modo más fiable de detectar a las personas sobre las cuales ejercerás mayor influencia.


01:02

Transcripción:

A veces tendemos a creer que para tener influencia en otras personas y para generar admiración en ellas debemos ocultar nuestros defectos. Esto no es así.

Para dejarnos influenciar, las personas primero buscamos puntos en común con quien tenemos delante, y todo el mundo tiene complejos de algún tipo. ¿Qué ocurrirá entonces si la persona con la que nos estamos relacionando es aparentemente perfecta? Que no estableceremos ese vínculo necesario en la influencia.

No se trata de que exhibas compulsivamente tus imperfecciones, porque eso no te va a ayudar en absoluto, pero sí te va a convenir mostrarlas puntualmente.

Cuando percibimos que otra persona se muestra vulnerable ante nosotros, empatizamos automáticamente. Y cuando empatizamos se genera un vínculo emocional que abre las puertas a una percepción de la otra persona mucho más auténtica.


01:33

Transcripción:

Si hay una costumbre que puede arruinar tu posibilidad de influir en cualquiera, es el cotilleo.

Nuestro funciona de una forma muy curiosa y es conveniente saberlo para no meter la pata. Cuando oímos a alguien decir algo malo de otra persona, automáticamente esa mala característica se queda pegada, en nuestro subconsciente, a nuestra imagen de la otra persona pero también a nuestra imagen de la persona que lo dijo.

¿No te parece sorprendente?

Si tú le dices a alguien que tu vecina es una maleducada y una egoísta, ese alguien de algún modo lo asumirá como cierto, aunque no sea de forma racional, pero también se llevará la impresión de que tú eres una persona maleducada y egoísta.

Jamás critiques a nadie. Más allá de la influencia, criticar no tiene ningún sentido porque no soluciona absolutamente nada de lo que no te gusta de la otra persona y, en su lugar, da una imagen horrible de ti.

Puedes utilizar esto precisamente a la inversa. Si tu vecina tiene una cualidad que tú admiras especialmente, puedes hablar de ello a otras personas. Y el resultado será siempre bueno, si lo haces con sinceridad:

Mejorarás la imagen que quien te oye tiene de ti y le estarás dejando ver que, cuando esa persona no esté delante, tú hablarás bien de ella también. Y eso siempre gusta.

¿Sueles ser una persona cotilla? Si es así, proponte cambiar eso desde este mismo momento, sobre todo si aspiras a ser una persona influyente.


1 question

Pon a prueba tu conocimiento sobre las competencias esenciales que necesitas para ser una persona influyente

Section 4: Laboratorio de influencia
02:00

Transcripción:

El biólogo molecular John Medina ha descubierto que nuestro cerebro necesita variedad para permanecer implicado con una persona.

De modo que tu influencia ganará fuerza cuanto mayor sea tu capacidad para sorprender a la gente. ¿Qué tal se te da eso?

Y esto nos lleva a la dopamina. Tu gran aliada a la hora de gustar a otras personas.

La dopamina es una sustancia que, cuando nuestro cerebro la genera, hace que experimentemos placer y gratificación. Genial, ¿eh?

Si consigues que los cerebros de las demás personas generen dopamina en tu presencia, te las habrás ganado.

¿Y cómo puedes tú impulsar la generación de dopamina? Pues a través de las interacciones adecuadas. Te daré dos trucos:

  1. Evita los guiones sociales aburridos: ¿en qué trabajas? ¿de dónde eres? qué buen día hace hoy, ¿eh?
  2. Cuando conozcas a una nueva persona, inicia conversaciones de formas impactantes.

Y respecto a este segundo truco te voy a proponer una tarea práctica:

Te voy a dar tres ideas para iniciar conversaciones de forma impactante. Durante los próximos 3 días utiliza, al menos, una de ellas con una persona con quien todavía no tengas confianza.

Si se te ocurren ideas mejores, utilízalas en lugar de estas. Cada uno de estos 3 días, después de hacerlo, envíame un tweet a @30kcoaching contándome qué ha ocurrido.

Estas son las 3 ideas para iniciar conversaciones de forma impactante:

  1. ¿En qué proyecto apasionante estás trabajando ahora mismo?
  2. ¿Has conocido a alguien interesante hoy?
  3. ¿Cuál fue el mejor momento del día de hoy hasta ahora?

No tengas miedo a hacer el ridículo. La gente divertida y sin complejos impulsa la producción de dopamina de quienes la rodean. Y tengo por seguro: esto es algo muy bueno.


1 question

Pon a prueba tus conocimientos sobre la química de la influencia

Section 5: Inteligencia social
03:22

Transcripción:

Empatía. ¿Sabes qué es?

Es la capacidad que tienes para detectar y comprender profundamente las emociones que está experimentando la otra persona.

Podría decirse que la empatía es la reina de las habilidades sociales… definitivamente es la que tiene un mayor peso en tu inteligencia social.

Cuando empatizas con otra persona, comprendes cómo se siente y por qué se siente así. Llegas realmente a comprender un poco más a ese ser humano concreto que tienes ante ti.

¿Y que empatices con alguien significa que estás de acuerdo con él o con ella? Qué va, para nada.

Una persona socialmente inteligente tiene la capacidad para empatizar, incluso, con los más crueles delincuentes. Y al mismo tiempo puede sentir verdadero desprecio hacia los actos que han cometido.

¿Cómo afecta tu empatía a tu capacidad para influir en las personas? Pues es simple como esto: si careces de empatía, careces de influencia.

Para poder influir en alguien debes, antes de nada, comprender cómo piensa y cómo siente esa persona. Y sólo entonces tendrás acceso a la influencia sobre ella.

De este modo, es fundamental que potencies al máximo tu empatía. ¿Y cómo lo haces?

Estudia las emociones. Aprende a identificar las diferentes señales emocionales y a reconocerlas en personas diversas.

Si necesitas ayuda con esto, tienes la Escuela de Inteligencia Emocional, nuestros microentrenamientos gratuitos en la web o puedes, directamente, leer libros sobre inteligencia emocional.

Párate a observar a las personas con quienes te relacionas a diario. Míralas bien, fíjate en sus expresiones faciales y trata de averiguar qué es lo que están sintiendo en silencio.

Escucha con atención. A veces nos perdemos los mensajes más obvios: los auditivos.

¿Cómo es el lenguaje o el tono de voz de la otra persona? ¿Qué palabras escoge? ¿Habla rápido y con fuerza? ¿O deja salir cada palabra como extraída por un sacacorchos?

Y esta es la parte más complicada: déjate convencer por personas con formas de pensar diferentes a la tuya.

No te estoy diciendo que pierdas tu perspectiva, sino que experimentes la suya, de modo breve y provisional, pero de modo auténtico.

Cada vez que alguien actúa de un modo que te parezca mal, trata de meterte en su cabeza hasta el punto de conseguir estar, momentáneamente, de acuerdo con su actuación.

Si consigues llegar a ese nivel, tienes todo el trabajo hecho.

Cuanto más trabajes tu empatía, mayor será tu capacidad para conectar con las personas, y sólo las personas que sientan una conexión contigo se dejarán influir por ti.

01:48

Transcripción: 

Si tuvieses un proyecto del cual quisieras hacerme partícipe a mí, ¿qué harías para inspirarme? ¿cómo me motivarías a formar parte de él?

Para inspirarme hacia un objetivo que, en principio, no me pertenece, debes crear resonancia, es decir, necesitas crear en mí una sensación de vínculo para así poder tener algún tipo de impacto en mí.

Impúlsame hacia tu proyecto con una visión convincente o a través de una misión compartida.

Ya hemos trabajado habilidades sociales como la empatía, de modo que deberías ser capaz de extraer de tu observación de mi persona la información que necesitas para averiguar cómo involucrarme a mí, concretamente, en tu proyecto.

Cuando me cuentes qué esperas de mí, adelántate a ser tú mismo o tú misma un ejemplo de eso que describes.

Haz que tus objetivos sean también mis objetivos… 

Transmíteme la sensación de que ambos trabajamos por un mismo fin.

Bueno, ahora hablando en serio: No es a mí a quien vas a inspirar para formar parte de tu proyecto, pero estoy segura de que se te ocurre alguna persona a la que te gustaría implicar en un objetivo que, por el momento, no comparte.

Este es un momento excelente para que articules un plan de inspiración y motivación hacia esa persona.

Piensa en cómo es, cómo podrás inspirarla, ¡y contágiala! Y luego cuéntanos cómo ha ido.

01:37

Transcripción:

Si tuvieses que quedarte con una sola cosa, una única pauta para ser una persona más influyente y carismática, esta debería ser esa cosa.

El truco más importante y efectivo de la influencia es… mostrar interés.

Y no se trata de fingir interés, porque cuando lo finges se nota… aunque creas que no.

Debes empezar por un trabajo interior. Convéncete a ti mismo o a ti misma de que cada persona a tu alrededor tiene una historia de vida increíblemente interesante.

¡Y es que es cierto! Cada persona está repleta de experiencias y vivencias que tú no has vivido. Cada persona siente cosas diferentes, ve el mundo desde ópticas diferentes, y percibe los hechos de maneras diferentes. ¿No sería fantástico saber qué hay en el interior de todo el mundo?

¡Pues averígualo! Cuando hables con alguien, por ejemplo, de los estudios de su hija o de las elecciones estatales, enfócate en averiguar cómo percibe esa persona eso de lo que estáis hablando.

Preocúpate menos de darle tu opinión y asegúrate de comprender la suya. No tienes por qué compartirla, pero sería genial poder entender exactamente por qué piensa como piensa, ¿no?

Cuáles son sus premisas, qué es lo que valora, cuáles son sus emociones al hablar de un tema en particular…

En definitiva: muestra interés por la otra persona, e instantáneamente le gustarás muchísimo más.

03:24

Transcripción:

La historia tiene demostrado que la influencia es un instrumento que se puede utilizar para bien o para mal.

Tal vez el caso del nazismo sea de los más conocidos en cuanto a ejemplos de influencia negativa, pero lamentablemente hay muchos más.

Sin embargo, tengo buenas noticias para ti, que eres una buena persona: la influencia positiva es infinitamente más fácil de generar que la negativa.

Esto es así porque, independientemente de la naturaleza bondadosa o maliciosa de cada persona, por lo general, a los seres humanos nos gusta creer que somos buena gente.

Nos gusta ser cada día un poco mejores en lo que sea que hagamos de nuestra vida… progresar nos hace sentir muy bien.

Si tú, como persona influyente, eliges tener una influencia positiva sobre las personas, esa influencia irá en aumento a un nivel exponencial… y empezarás a comprobarlo desde el mismo momento en que empieces a ser consciente de ello.

Te voy a proponer un ejercicio muy concreto para que crees tu influencia respecto de una persona específica.

Escoge una persona. Preferiblemente a alguien con quien no tengas una relación demasiado estrecha… casi casi una nueva relación.

Si pudiera ser a alguien que estés a punto de conocer o a quien hayas conocido hace poquito tiempo, mucho mejor.

Márcate el objetivo de tener una conversación a solas con esa persona. Una conversación relajada y sin demasiadas distracciones. Busca el modo de provocar esa situación (seguro que tienes recursos de sobra para ingeniártelas a que ocurra).

Durante ese café que os toméis juntos o esa charla en el autobús, haz lo siguiente:

  • Muestra un interés sincero por esa persona.
  • Olvídate de hablar de ti (pero en serio, controla tu ego y céntrate en esa persona).
  • Hazle preguntas, interésate por ella.
  • Comprende sus objetivos personales, orienta la conversación para averiguarlos.
  • Descubre cuáles son sus puntos fuertes (desde tu opinión, por supuesto) y sus flaquezas.
  • Cuando hable, haz aportaciones oportunas y constructivas. Pero recuerda centrarte en la otra persona, no te pongas a hablar de ti y de tus experiencias personales.
  • Ayuda a esa persona a cultivar alguna de sus capacidades, sin que necesariamente se esté dando cuenta de que lo haces.
  • No busques reconocimiento, enfócate en la otra persona.

Si manejas con meticulosidad tu actitud y tu comportamiento y haces todo esto de modo natural y positivo, habrás conseguido generar una gran influencia sobre esa persona.

A partir de ese momento, fíjate en cómo es tu relación con él o con ella y verás el poder de enfocarte en sacar lo mejor de los demás.

¡Ánimo! Haz la prueba.


2 questions

Pon a prueba tus conocimientos de inteligencia social

Section 6: El lenguaje no verbal de la influencia
01:45

Transcripción:

Ha llegado el momento de prestar atención a tu cuerpo porque, te guste más o te guste menos, es el que te transporta y te representa, es lo primero que las demás personas tienen para decidir qué piensan de ti.

Y he de decirte, que el cuerpo no es, ni de lejos, lo más importante cuando hablamos de influencia.

Lo más importante tampoco es lo que llevas dentro de este cuerpo, cuando hablamos de influencia.

Lo más importante es el modo en que exteriorizas lo que llevas dentro. Lo más importante es la actitud, y esta actitud depende igualmente de tu interior como de tu exterior.

Tu estado emocional se refleja totalmente en el modo en que te relacionas con tu propio cuerpo.

¿Cuál suele ser tu postura? ¿Y cuando estás triste? ¿Y cuando estás feliz?

¿Cómo es tu postura corporal cuando sientes inseguridad acerca de tus capacidades? ¿Y cómo es cuando sientes entusiasmo?

Imagina por un momento el comportamiento corporal de una persona que se siente incómoda. Y ahora imagina a una persona que se siente cómoda y confiada.

¿Cuál de esas dos posturas crees que va a beneficiar más a la imagen que los demás reciban de ti? ¿Cómo crees que vas a tener mayor influencia?

Exacto. Tu cuerpo tiene que transmitir exactamente aquello que las personas valorarán a la hora de dejarse influenciar por ti.

De modo que préstale muchísima atención: Porque es el primero que habla de ti cuando conoces a alguien, y porque sigue hablando por ti a partir de ese momento.


01:36

Transcripción:

Me gustaría pedirte que reflexiones durante unos segundos acerca de algunos de tus comportamientos corporales. Vamos allá:

¿Tu postura suele ser erguida o encorvada?

¿Tienes tensión en los hombros o sueles llevarlos relajados y abiertos? ¿Esto cambia en función de con quién estés?

¿Adónde suele estar apuntando tu mentón cuando hablas con otra persona?

¿Qué sueles hacer con tus brazos cuando estás de pie? ¿Los cruzas? ¿Los escondes? ¿O los dejas caer libremente?

¿Utilizas tus manos para gesticular… o no?

¿Cómo colocas tus piernas cuando estás sentada o sentado? ¿Paralelas? ¿Las cruzas? ¿Tuerces los pies? ¿Las colocas separadas o juntas?

Y ahora… ¿Te gustaría saber cómo es el lenguaje corporal de una persona influyente?

Su postura es erguida, sus hombros están relajados, su cabeza derecha y sin esconder el mentón.

Mueve los brazos y las manos libremente y con espontaneidad, y nos los cruza ni los esconde.

Sus piernas están relajadas. Esto, para algunas personas es tenerlas paralelas, para otras es tenerlas estiradas. Incluso en ocasiones un cruce de piernas puede transmitir relajación.

¿Cómo de influyente dirías que es tu lenguaje corporal ahora que sabes esto?


03:23

Transcripción:

¿Te animas a implementar en tu propio cuerpo un par de claves más para convertir tu lenguaje no verbal en el de una persona influyente? Vamos entonces.

1.- Cuando des la mano para saludar, hazlo con firmeza.

No dejes la mano débil y demasiado suelta, y tampoco estrangules la mano de la otra persona. Ve con confianza y con seguridad.

2.- Mira a los ojos.

Una persona influyente jamás tiene una mirada escurridiza. Mira a la otra persona a los ojos, sin miedo.

3.- Sonríe.

Y no te hablo de que te de la risa nerviosa. Simplemente, muéstrate alegre. No hay nada más influyente que una persona feliz de ser feliz.

4.- Por supuesto, ve aseado o aseada pero, además, viste bien.

No se trata de que tengas que comprarte ropa de marca, sino de que vayas bien vestida o vestido.

Es preferible tener pocas prendas de ropa de buena calidad que muchísimas de calidad media o baja.

Además, si consideras que lo necesitas, déjate asesorar por un experto o experta en estilismo personal.

5.- Evita las afirmaciones interrogativas.

Cuando afirmes, afirma. Así es como suenan las afirmaciones interrogativas: “¿Hola? ¿Me llamo Sandra? ¿Vivo en España?”. Por qué iba yo a querer preguntar estas cosas, si las sé. “Hola. Me llamo Sandra y vivo en España”.

Tu quieres ser una persona influyente, tu voz tiene que sonar segura y creíble.

6.- No agudices tu voz.

Las voces graves transmiten una mayor confianza que las voces agudas. Esto no significa que debas fingir una voz que no es la tuya, pero asegúrate de que los nervios no la agudicen tampoco.

7.- Asiente tres veces para obtener más información.

Hay estudios que demuestran que, si la persona que escucha, asiente con la cabeza 3 veces, eso empuja a otra persona a seguir hablando. Es casi como si le estuviésemos diciendo “Continúa”, pero el mensaje va directo al subconsciente y eso hace que la otra persona tenga la sensación de que está hablando porque así lo decide, porque tú la estés persuadiendo para ello.

8. Cuida el contacto físico.

Si estableces contacto físico con una persona distante, puedes estropear totalmente tus opciones de ser influyente con ella. Por eso sigue siempre esta recomendación: Puedes tocar el brazo desde los dedos hasta el codo. Si subes de ahí, tal vez te estés extralimitando, y no querrás correr ese riesgo.

¿Cómo lo ves? ¿Te parecen claves fáciles de aplicar? Puedes hacerlo poquito a poco, pero ten en mente que cuanto más te esfuerces, más estarás contribuyendo a tu influencia personal.

01:04

Transcripción:

Si tu estrategia se basa en ganar influencia a través de la credibilidad, la admiración intelectual y la confianza, hay un color indiscutible para ti: El azul.

Se tienen hecho muchas investigaciones acerca de cómo afectan los colores a las percepciones emocionales de las personas, y el azul es un color que provoca una imagen en el subconsciente que quien observa muy particular.

Si vas vestida o vestido con color azul, es más probable que te perciban como una persona inteligente y con autoridad en la materia de la que estés hablando.

También te percibirán como una persona leal y confiable, por lo tanto, la gente se relajará en tu presencia, pues sentirá que eres de fiar y eso beneficia muchísimo a tu capacidad de influencia.

¿Tienes prendas o complementos de este color? Ponlas a prueba y fíjate bien en cómo se relacionan las personas contigo cuando las llevas y cuando no.

03:23

Transcripción:

La semiótica del vestuario consiste en utilizar la ropa para comunicar mensajes concretos.

Vamos a ver muy rápidamente cómo es la semiótica del vestuario para comunicar poder, que es uno de los principales generadores de influencia.

Si tu estrategia de influencia no está basada en el poder, sino en la accesibilidad, estas indicaciones no son para ti. Aun así, te interesará conocerlas como experto o experta en influencia para cuando necesites echar mano de ellas. ¡Comencemos!

1 Los colores

Los colores que más autoridad transmiten son los oscuros, especialmente el gris Oxford, el azul marino y, si es de noche, el negro.

En las mujeres, el blanco tiene el mismo efecto. Sin embargo, si un hombre abusa del color blanco, esto le restará autoridad.

Si llevas corbata, para transmitir autoridad deberá ser lisa, en un color sólido que puede ser mate o brillante. Los mejores son el rojo, el granate, el naranja, el azul, el verde, el dorado y el plateado.

En general, trata de evitar los estampados. Las texturas lisas y sin adornos son las mejores para transmitir poder.

2 Las telas y materiales

Las telas, cuanto más delgadas, mayor autoridad transmiten.

Si llevas gafas, intenta que la estructura sea también delgada. Si quieres transmitir autoridad, evita las gafas de pasta.

Y en cuanto a tu reloj, trata que sea de piel o metálico, pero nunca de plástico o de caucho.

3 La camisa

En los hombres, la camisa de mayor autoridad es la de puño francés, siempre perfectamente planchada, con varillas en el cuello y sin botones en las solapas del cuello.

4 Los complementos

Tanto en los hombres como en las mujeres, cuanto menos complementos, mayor autoridad.

En los hombres está bien llevar un pañuelo de lino en el bolsillo de la chaqueta, doblado de forma estructurada, preferiblemente recta.

5 El peinado y la barba

Si llevas barba, que es perfectamente compatible con un código de autoridad, llévala muy bien cuidada.

El peinado estructurado y bajo control, tanto en el caso de los hombres como en el caso de las mujeres.

En las mujeres, el largo del pelo que mayor autoridad transmite es de medio a corto.

6 El maquillaje

El maquillaje será discreto y natural, los ojos sin sombras llamativas y en los labios sí se puede poner un toque de color entre rosa o rojo, pero nunca de colores artificiales como los morados o los tonos brillosos o con purpurina.

La manicura, o natural o francesa y las uñas no deberán ir demasiado largas, pues restaría autoridad a la imagen.

¡Bien! Estas son las indicaciones para una imagen de poder según la semiótica. Como te decía, únicamente se serán útiles si tratas de ser influyente a través de la imagen de autoridad.

¿Crees que puede ser esta la estrategia más adecuada para ti?

01:23

Transcripción:

Si tu estrategia para generar influencia la accesibilidad, es decir, ser percibida o percibido como una persona cercana, atenta y fraternal, estas 3 pautas te van a resultar de mucha utilidad.

  1. Evita la sonrisa de lado: Es el gesto facial por excelencia del desprecio y transmite una sensación de falsedad y arrogancia a quien la recibe.
  2. Utiliza la inclinación lateral de la cabeza: Es un gesto que, si lo haces en el momento oportuno y con la sutileza justa, transmitirá instantáneamente a la otra persona la sensación de que te preocupas por ella, de que hay un vínculo emocional entre ambas.
  3. Sonríe con los ojos: Si cuando sonríes, sólo lo haces con la boca, puede que no sea de forma evidente, pero el subconsciente de la otra persona interpreta que es una sonrisa fingida. Y por lo general lo será. Si quieres sonreír cuando esa sonrisa no sale de forma espontánea, asegúrate de incluir tus ojos en la sonrisa.

¿Es la accesibilidad tu estrategia para generar influencia? Practica con estas 3 pautas y lo tendrás mucho más fácil.

02:54

Transcripción:

En cuanto al apretón de manos cuando te presentan a alguien o incluso cada vez que saludas a una persona que ya conoces, tiene toda una ciencia detrás.

Vamos a ver cómo es el apretón de manos más influyente.

Al ofrecer tu mano, nunca coloques la palma hacia arriba, pues eso indica sumisión… y la sumisión no es influyente. Habrá personas a las que le guste que esa sea tu actitud, pero esas personas no se van a dejar influenciar por ti porque su subconsciente les estará diciendo que eres débil.

Si colocas tu mano de forma vertical estarás transmitiendo seguridad y te colocarás en una posición de igualdad respecto a la otra persona.

Para los casos específicos en que quieras basar tu influencia en la superioridad, un truco para decirle al subconsciente de la otra persona que tú eres la persona de autoridad es hacer un leve giro en el que la palma de la mano de la otra persona quede colocada ligeramente hacia arriba,

Hay situaciones concretas en las que te puede convenir, por ejemplo, cuando tratas con una persona cuya actitud de partida es arrogante. Pero por lo general, no es la postura que más te va a beneficiar si quieres ser influyente.

Mantén el contacto visual con la persona a la que le das la mano, de lo contrario, percibirá que estás sintiendo incomodidad o inseguridad con la situación.

Da la mano con firmeza. No dejes la mano blanda, pero tampoco estrangules la mano de la otra persona. No debe percibirse ni debilidad ni agresividad.

Es importante que tu mano esté seca en el momento del apretón. Si la situación te hace sentir nervios y eso provoca sudoración en la palma de tu mano, un buen truco es tener un pañuelo de papel en el bolsillo y meter la mano unos segundos antes para, discretamente, secarla.

En cuanto a la duración del apretón, depende. Un apretón de saludo suele ser más corto que uno de presentación, pero estará bien normalmente si se queda entre 1 y 3 movimientos de mano.

Y finalmente… si tu estrategia de influencia está basada en la cercanía y accesibilidad, puede convenirte un doble apretón. Es decir, das el apretón con tu mano derecha e inmediatamente después sumas la izquierda envolviendo la mano de la otra persona entre las tuyas. 

Sin embargo, este tipo de apretón puede ser percibido como intrusivo, de modo que deberías utilizarlo sólo si sabes que a la otra persona no le molesta la proximidad física.

Si tu estrategia de influencia no está basada en la accesibilidad, evítalo siempre.

Te sugiero lo siguiente. Pon este vídeo a una persona de confianza y pídele que evalúe tu forma de dar un apretón de manos. Y luego decide qué es lo que necesitas mejorar al respecto.


Section 7: BONUS
Microentrenamientos
Article

Students Who Viewed This Course Also Viewed

  • Loading
  • Loading
  • Loading

Instructor Biography

Sandra Burgos, Entrenadora Emocional

Sandra Burgos es docente e investigadora en la Universidad de Santiago de Compostela, donde investiga el liderazgo, la inteligencia emocional y el género. Es Diplomada en Educación Social, Licenciada en Pedagogía Social y Laboral y Master en Procesos de Formación. Se ha formado como Técnica Superior en Coaching Personal y, en la actualidad, realiza su tesis doctoral en torno al liderazgo y los aspectos emocionales que influyen en él. Entre su formación extracurricular se pueden nombrar instituciones de reconocido prestigio, como pueden serlo la Business School of Leaders de Novacaixagalicia, la Case Western Reserve University o la Fundación para la Innovación Bankinter.

Es la fundadora de la iniciativa 30K Coaching, dedicada a la creación de programas de formación y entrenamientos virtuales en coaching, liderazgo e inteligencia emocional y dirige la Escuela de Inteligencia Emocional 30K, una comunidad virtual de entrenamiento emocional que se lanza, por primera vez, en el último cuatrimestre de 2014.

En los últimos años participó en 6 proyectos y 2 contratos de I+D+i, hizo contribuciones en 5 publicaciones científicas y en más de 10 comunicaciones/ponencias. Impartió numerosos talleres, tanto de carácter presencial como en el contexto virtual, entre los que destacan los monográficos de Liderazgo, Proyecto de Vida e Inteligencia Emocional, los talleres de Autoconocimiento y los programas presenciales de Competencias para el Liderazgo en asociaciones.

Ready to start learning?
Take This Course